Martes de Libro: Las torres de Ciudad Satélite

“La “inutilidad” del arte urbano, hace posible su apropiación por parte de las multitudes.”
Fernando González Gortázar


Por Lorenzo Díaz @lorenzodiaz
Ahí están, abrumadas. Ofendidas e insultadas por cientos de voraces letreros publicitarios que poco respeto les merecen. Observadas por millones de apesadumbrados automovilistas que ignoran su razón de ser pero que las conocen desde siempre. Protagonistas de una época y, como bien dice Fernando, parteaguas del arte, urbanismo y arquitectura de su momento.

video


Tener en mis manos un libro largamente esperado y que hacía mucha falta para completar una tortuosa, anecdótica y espectacular historia es un gozo. A lo largo de los años, en muchas y deliciosas pláticas, había yo escuchado historias sobre este mítico símbolo de la ciudad y el legendario pleito entre sus autores. De boca del mismo Fernando, en pláticas con Pepe Vigil y Louise Noelle, en textos de Juan Palomar, había yo hecho mías las anécdotas, datos y vericuetos de toda esta historia. Ahora aquí está, en un exquisito formato, en un libro fantástico. Era ya justo.




Tres componentes son los ejes de este volumen. Un preámbulo de Federica Zanco en donde, con toda precisión acota datos y circunstancias históricas que ponen en orden un montón de hechos de los que se cuenta, hasta ahora, con poca documentación. De manera rigurosa y específica aprovecha la ocasión para esclarecer el entorno y contexto de la trayectoria de los creadores de estos emblemáticos símbolos.




La segunda parte, el corazón del libro, se trata de un texto que nace de la transcripción de la conferencia que Fernando González Gortázar ofreciera en la Casa Estudio de Barragán en el 2007 a propósito de los cincuenta años de la construcción de las torres. Claro está que se trata de un texto actualizado y corregido y habría que señalar, de acuerdo a los comentarios de Fernando, que será sólo la versión actual pero nunca la definitiva, como bien lo dijo el día mismo de la presentación del libro el sábado pasado.




El texto es una cátedra, una carta de amor, un cuento formidable donde anécdotas vividas en primera persona, datos interesantísimos y documentos invaluables aclaran, cuentan y evidencian la historia detrás de este símbolo, parte ya del imaginario nacional. El nivel de precisión y documentación de Fernando es notable, la calidad de su recuento es deliciosa y el hecho de que lo que ha vivido en primera persona quede en blanco y negro es invaluable.




El libro cierra con una nutrida cantidad de imágenes de y alrededor de las torres que enriquecen lo dicho. Destacan, además de ser la portada, las imágenes de Paolo Montalvo. Una serie de Polaroids experimentales que retratan a las torres como nunca antes, sin duda la cereza del pastel.




Un libro que cierra un ciclo y que pone sobre la mesa, de lleno y narrada en primera persona, la historia de una época en la que México soñó ser grande. Queda plasmado como el momento del nacimiento de estos símbolos fue posible gracias de la afortunada coincidencia de grandes talentos, ahora inspiración de jóvenes generaciones.










De izquierda a derecha: Fernando González Gortázar, Federica Zanco, Miquel Adrià, Daniel Garza Usabiaga, fotografía de Gabriel Salazar



Fotografía cortesía de Gabriel Salazar @RZVLA73


Las Torres de Ciudad Satélite
Fernando González Gortázar, Federica Zanco
2015, Arquine y el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura, México
ISBN: 978-607-7754-79-1
173 páginas








No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Temas

Archivo